Opinión | Modric y un final merecido

El croata, a sus 36 años de edad, sigue siendo un indiscutible dentro del Real Madrid y su nivel en el terreno de juego hace pensar que renovará una temporada más para, de esta forma, tener un final de carrera luciendo la elástica merengue.

Luka Modric tendrá un final merecido. El centrocampista del Real Madrid renovará su contrato por una temporada más, quedando así vinculado al club de su vida hasta junio de 2023. De esta forma, Modric podrá ver otro sueño cumplido: jugar en el nuevo Santiago Bernabéu.

Y es que, desde que la temporada pasada se conociera su extensión de contrato, la obsesión del genio croata ha sido la de poder disputar una última temporada como madridista en el nuevo Bernabéu. Será allí, ovacionado por más de 80 mil personas, donde el croata ponga punto y final a una etapa llena de éxitos.

Modric aterrizó en Madrid en agosto de 2012 a cambio de 42 millones de euros. En aquella ocasión, el Madrid venía de alzar la famosa “Liga de los récords” y, con el fichaje de Luka, terminaba de apuntalar un equipo aspirante a todo. Sin embargo, fue en la campaña 2013 – 2014 donde Modric se consagró como jugador del Real Madrid. La Décima, con su decisiva aportación, fue el inicio de un sinfín de logros.

En 2018, y tras alzar Ligas, Copas del Rey, y demás trofeos, llegó su punto álgido. La Decimotercera y el Balón de Oro. Fue entonces cuando el nombre de Luka Modric sobrepasó la categoría de futbolista para alcanzar la concesión de mito. Desde ese momento, nada le ha hecho bajar un peldaño.

A pesar de sus 36 años, el “10” continúa siendo uno de los mejores del mundo en su puesto, algo que se encarga de demostrar cada vez que pisa el verde. Esta temporada, Modric ha disputado 14 encuentros, 13 de ellos de inicio, y repartiendo un total de 4 asistencias. Números que se pueden asimilar a otras temporadas anteriores del croata y que ponen de manifiesto, una vez más, que la edad es solo un número. Además, el tridente que conformó en su día junto a Casemiro y Kroos sigue siendo una de las principales valías competitivas de este Real Madrid.

Y es que no son solo las estadísticas lo que hacen de él un futbolista especial. Su liderazgo, su madridismo y su capacidad para alcanzar su mejor nivel en momentos en los que el equipo le necesita han convertido al veterano futbolista en uno de los más queridos por la afición de Chamartín, además de ser un ejemplo para todos aquellos jóvenes que ansían triunfar en el club más grande del mundo.

Sin duda, Modric es un espejo donde mirarse, una leyenda del fútbol y uno de los mayores iconos de la historia del Real Madrid. Es por ello, que los madridistas estamos de enhorabuena. Disfrutaremos, un año más, de Don Luka Modric.

Foto: Gonzalo Arroyo Moreno / Getty Images

Carlos Alberto Martín
News Reporter
Estudiante del cuarto curso de Periodismo en la Universidad Rey Juan Carlos. Redactor en la página web de MadridistaReal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *