Todo Nervio Y Corazón | Dualidad

Triste es, que con solo  tres partidos de Liga, el árbitro canario haya estado presente en dos de ellos. Pero que no os engañen, la Liga es limpia y transparente, como no hay un tal Franco que pueda salvar de nuevo a los culés, ya está ella para actuar como se merece el equipo culé, pero no nos vayamos por los emoticonos que andan por mi cabeza peleándose entre ellos, y volvamos al equipo andaluz y nuestros noventa minutos disputados contra ellos. Total…, para lo que sirven los culés…

Ya decía Carlo en la rueda de prensa previa al partido, lo fundamental que es Casemiro por calidad y su mejoría con el balón en los pies, así que ese ladrillo para algunos en el centro del campo, para nuestro míster es un jugador que no lo cambiaría por nadie. En el partido del sábado, Vini tiene su recompensa tras el realizado contra el Levante saliendo del banquillo, siendo titular por el buen comienzo de temporada, a diferencia de Miguel que sale por la lesión de Marcelo, otro de los temas controvertidos para los madridistas. El primero, comenzó el partido como terminó el último aunque sin fortuna de cara a la portería, mientras Alaba se mantiene en su versión crack. Gareth, de nuevo criticado, para no perder la costumbre, ayudaba en defensa dando a entender que el equipo no estaba haciendo lo que debía de medio campo hacia arriba.

Sí bien es cierto, que el equipo no estaba dando su mejor versión, los más que revolucionados jugadores béticos hacían que el partido para muchos intenso (si se hubiera realizado por nuestra parte sería violento), llegaba al descanso sin pena ni gloria ya que corríamos demasiado sin ningún beneficio, quizá por no estar bien colocados sobre el campo, o que Isco tampoco deja de pensar en la tortuga como la corriente de moda que se siente allá donde se mire.

La falta, quizá la más clara del partido por parte de un jugador blanco, fue la de Case a Hernández al cuadrado, que al menos arrancó algunas sonrisas en los aficionados. Llegaron los goles anulados, por fueras de juego nada dudosos y el juego del equipo que se esperaba, sin aguardar lo que pudiera hacer el Betis. El segundo tiempo pudo traer más goles que el de Carvajal a pase del fallón de Karim, como dijeron algunos comentaristas del Real Madrid, pero sea como fuere, ahí estaba el gol. Magnífico, desde luego, con asistencia de la bota y cabeza del francés. Pero ¡claro!, el partido no podía terminar sin una gran parada de nuestro portero belga.

Miguel, que tuvo el 100% de efectividad en pases, Alaba, Case y Vini volvieron a demostrar que saben lo que se hace a la espera de que lleguen o no, refuerzos. Para Carlo, Karim ha marcado la diferencia como siempre, tras su asistencia, así como la imposibilidad de que los jugadores suramericanos jueguen el partido tras su llegada el sábado por la mañana siendo la jornada el sábado por la tarde… cosas del parón. Sin apenas pensarlo, no dudo nuestro italiano en decir que Alaba jugará de central sin duda.

Por su parte Pellegrini, sigue en su línea de que podían haber ganado ya que el Real Madrid apenas les puso en apuros, para ellos han sido competitivos, debe haber diferencias de entendimiento entre competitividad y agresividad (ahí lo dejo), también cree que su equipo ha estado de igual a igual, porque el Madrid les hizo muy poco daño, y digo yo, que siendo así… irán a la Champions sin problemas, ¿no?

Al final la DUALIDAD del equipo nos dio tres puntos más, merecidos y a la espera de trabajar y descansar en este magnífico parón de selecciones.

Texto: @angiemg82
Foto: Daniel González Acuña / Imago

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *