PlayOffs ACB | El Madrid no perdona ante el Manresa (98-75)

El Real Madrid Baloncesto afrontaba el primer partido de los cuartos de final de los playoffs por el título de Liga ACB con el objetivo de sellar su clasificación para semifinales por la vía más corta. Y lo cumplió, con una victoria gestada en el tercer cuarto, donde el protagonismo de Causeur o Randolph sobresalió por encima del resto permitió abrir la brecha definitiva en el marcador.

Así, Laso no dio tregua y apostó por un quinteto inicial formado por Campazzo, Rudy, Taylor, Randolph y Tavares. El inicio de ambos equipos estuvo marcado por el desacierto y las imprecisiones en sus ataques. Mientras el combinado catalán basaba su juego en la intensidad, las posesiones cortas y mirar a canasta a la mínima ocasión, los madridistas recurrían al talento individual de jugadores como Anthony Randolph para anotar ante un arranque perezoso del equipo (4-5, min. 4).

Pronto aparecería la versión más vertiginosa de los merengues. Con una canasta al poste bajo de Taylor tras asistencia del Facu, el Real Madrid se ponía por delante en el marcador. Y con una buena penetración y un triple del base argentino, Joan Peñarroya se veía obligado a pedir tiempo muerto (15-7 min. 6).

Un espectacular matazo de Tavares provocaría la primera arenga del público de un WiZink Center que registraba algo más de media entrada. Con un triple de Zubcic el Manresa conseguía mantenerse todavía dentro del partido en un tramo final del cuarto donde el Real Madrid impuso el ritmo que más le convenía (22-13, min. 9). Bastante sintomático de ello fue un alley-oop de Randolph tras saque de banda de Rudy, que a posteriori provocaría la revisión en Instant Replay del trío arbitral con final feliz. Al final del primer cuarto, el luminoso registraba ya una importante ventaja para los intereses madridistas (29-15, min. 10).

En el inicio del segundo cuarto, Thompkins y Carroll aparecerían en escena en la faceta anotadora mientras que el ritmo de juego iba decayendo progresivamente. El desacierto volvería a apoderarse de ambos equipos y la diferencia se estabilizaría en torno a los 10 o 12 puntos (35-23, min. 15). Con un magnífico coast-to-coast tras robo de Ayón, el pívot mexicano intentaba convencer a los más escépticos de que su renovación iba a valer la pena.

El conjunto manresano seguía encomendándose a Zubcic, que ya llevaba 9 puntos y Lalanne, con 12, para seguir teniendo opciones en el partido. Y gracias a la enorme labor de ambos en ataque, los de Peñarroya se irían al descanso solo dieciséis puntos abajo y todavía con opciones de cara la segunda parte (53-37, min. 20).

Tras el paso por vestuarios, los visitantes saldrían mucho más intensos que el Madrid, que volvía a salir con cierta apatía, igual que en el primer cuarto, y lograrían volver a reducir la desventaja hasta los diez puntos (53-43, min. 22). Pero si por algo se caracterizan los chicos de Pablo Laso es por no tener piedad en cuanto encuentran su momento de juego. Así, con Causeur como principal catalizador del juego ofensivo, el Real Madrid volvería a poner tierra de por medio (60-45, min. 24).

Con la entrada de Felipe Reyes a pista por primera vez en el partido y el protagonismo del escolta francés en ataque, el partido transcurría en el bando madridista con la tranquilidad y serenidad del que se cree superior a su rival en todas las facetas del juego. A falta de diez minutos para la conclusión del encuentro, los blancos parecían tener ya la victoria en el bolsillo (78-58, min. 30).

En el último cuarto, Pablo Laso optaría por mover el banquillo y darle descanso a sus piezas más importantes. Así, jugadores como Rudy o Campazzo, con una fuerte carga de minutos esta temporada, pudieron descansar más de lo habitual, con la cabeza ya puesta en el partido del próximo domingo en Manresa. Al final, cómoda victoria del Real Madrid ante un Baxi Manresa que fue capaz de competir durante 25 minutos de partido gracias a Lalanne (98-75).

Texto: @Bricepinfloyd
Foto: ACB Media

News Reporter
Responsable Web y Redes Sociales de #MadridistaReal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *