#LaBoticaMadridista | Otra vez Piqué

Hacía ya tiempo que Piqué no era noticia fuera de los terrenos de juego. Algo extraordinario porque rara era la semana en la que el jugador del Barça no sacaba los pies del tiesto. Pero estos días ha vuelto a saltar a la palestra tras su entrevista con Broncano.

Reconozco que he dudado mucho si escribir este artículo, porque es hablar de un personaje que no merece ni media letra. Pero leer ciertas cosas tras dicha entrevista ha hecho que al final me decida. Y es que para Piqué siempre hay una excusa. Que si es un buen chico, que si es cómo es. Esta vez ha tocado el sentido del humor.

Es curioso porque en otras ocasiones no ha valido lo del humor y se han criticado duramente declaraciones de futbolistas que no vestían la camiseta azulgrana. También es curioso el sentido de la comedia que gasta Piqué. Porque los destinatarios siempre son los mismos y el objetivo siempre es el mismo. Humillar y mofarse del vecino y del Real Madrid, por no hablar de cuando sus chistes son políticos. Lo de reírse de uno mismo ya si eso, para otra ocasión. Hubiera estado bien ver esta entrevista tras la visita a Roma de la pasada temporada, por ejemplo. Pero claro, entonces no apetecía gastar bromas. Porque eso es lo que es Piqué, ¿no?. Un buen chico, desenfadado y con un gran sentido del humor, ¿verdad?.

Pero dicho todo esto, que tampoco es nada nuevo porque el bueno de Gerard es reincidente. Quizás lo que menos entiendo es ver a ciertos madridistas reírle también las gracias. Aplaudir a quien cada vez que mete a mi equipo en una frase lo hace para burlarse y despreciarlo, es algo que no consigo comprender. Porque hubiera estado bien ver estas ganas de hacer chistes, como invitado de honor en Cibeles mientras paseábamos las Champions.

Aunque quizás no sea tan sorprendente ver a parte del madridismo justificar la actitud de Piqué. Porque ellos mismos son los que luego se ríen de su propio equipo y se pasan el día aplicando ese sentido del humor. También contra el Real Madrid, hasta el punto de llegar a tomarse a chufla el cuatro de cinco o la cubierta retráctil. Deben ser madridistas culerizados, o quizás el término aquel que acuñó Mourinho de pseudo-madridistas no iba tan mal tirado.

¿Quiero con esto decir que un madridista no puede aplaudir o elogiar a un jugador del Barça?. Por supuesto que sí, sólo faltaría. Eso forma parte del deporte. Sin ir más lejos, yo mismo he sido –y soy- un gran admirador de Puyol. Fui el primero en ponerme de pie cuando el ex-capitán azulgrana decidió retirarse. Porque él sí era merecedor de todo eso. Jamás tuvo una mala palabra contra el club blanco y fue un caballero en la victoria y en la derrota.

Lo siento pero conmigo que no cuenten para hacer lo mismo con Piqué. Si quiere respeto, primero que lo tenga él. Y si la excusa es que no tenemos sentido del humor, pues prefiero no tenerlo. Cuando quiera reírme, me volveré a poner un vídeo de Gila, alguien que sí me sigue provocando carcajadas después de tantos años. Y sin necesidad de ser ofensivo.

News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *