La agridulce temporada de Karim Benzema

“Yo juego para la gente que sabe mucho de fútbol”. Con esa frase respondía Karim Benzema a las críticas al principio de la temporada que cuestionaban su rendimiento de cara a puerta. Después de la marcha de Cristiano Ronaldo, se le exigía ser la referencia en ataque y a día de hoy lo ha cumplido.

La mala temporada del Real Madrid no debe empañar una muy buena campaña del delantero francés, que junto a la irrupción de Vinicius y Reguilón, ha sido lo único que le ha dado color a una gris temporada de los merengues. Con su sexto doblete de la temporada, se reafirma como máximo goleador del equipo y acumula 22 goles y 8 asistencia. En competición liguera, ocupa el sexto lugar en la tabla de goleadores y se encuentra actualmente entre los diez máximos anotadores en todas las competiciones.

Él mismo ha reconocido estar haciendo el mejor fútbol de su carrera y no es para menos. Son solo 10 los tantos que le separan de su mejor año en el equipo blanco, la temporada 2011-12, con Mourinho en el banquillo.

Pero no son solo los goles los que definen al galo, que siempre ha destacado por su clase y su inteligencia en el terreno de juego. Karim es un jugador de equipo y este año se ha sentido más líder que nunca porque el club así lo necesitaba y no ha dudado en jugar con una fractura en el dedo meñique evitando así pasar por quirófano. Con 31 años y lesionado desde casi 2 meses, ha jugado el 90% de los minutos. Un esfuerzo bonito, aunque estéril, después de que el equipo esté fuera de Copa, Champions y descartado de la lucha por la Liga.

Aunque muchos le busquen un remplazo temporada tras temporada y sea de los jugadores más cuestionados, Benzema nunca ha mostrado un mal gesto hacia el club que le ha dado todo. El delantero se siente más comprometido que nunca, ha ejercido de mentor de un inexperto Vinicius e incluso tuvo el detalle de darle el brazalete a Marcelo en el anterior partido, que está viviendo su peor momento en el Madrid.

El francés no tiene nada que envidiar a otros delanteros de Europa y los números le avalan: ha generado directamente 30 goles esta temporada.

Y aunque los goles y asistencias sean un factor importante, el juego ofensivo que aporta trasciende más allá de estos. Al fin y al cabo, como dice él mismo, solo juega para la gente que sabe mucho de fútbol.

Foto: AS

News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *