#Euroliga | Un Madrid colosal sella medio billete a Vitoria (78-63)

El Real Madrid ha logrado el segundo  punto de su eliminatoria tras arrasar al Panathinaikos (78-63) y ya tiene un pie en la Final Four de Vitoria. Al contrario que el pasado miércoles, en esta ocasión los blancos se mostraron intratables de principio a fin llegando a ponerse 20 puntos arriba a falta de 10 minutos gracias a un partido casi perfecto en ambos lados de la cancha.

Desde el primer segundo de partido se vio que el Madrid no estaba dispuesto a sufrir tanto como en el primer encuentro. Después de la afortunada canasta de Deshaun Thomas con la que se abría el partido el Panathinaikos ya no fue capaz de competir. Al igual que en el primer partido, la labor de Taylor en ataque fue fundamental pero, a diferencia de entonces, en esta ocasión también se le sumaron Randolph o Tavares. 

Pero si el Madrid estaba funcionando perfectamente en ataque, en defensa lo hacía aún mejor. Con Tavares convertido en una montaña insuperable y Facu y Taylor anulando cualquier línea de pase, el Panathinaikos estaba completamente desesperado y la diferencia no tardó en superar los 10 puntos con apenas 5 minutos de juego (16-4). El Madrid estaba arrasando en todas las líneas a su rival y un triple de Prepelic que un par de minutos después ponía los 15 de distancia en el electrónico. Al final del primer periodo 21-8 y el Madrid que no podía haber iniciado mejor el partido.

Un triple de Trey Thompkins nada más comenzar el segundo periodo elevaba la renta hasta los 16 puntos pero entonces, como era de esperar, aparecieron los colegiados para igualar la contienda con un baremo completamente desigual según la cancha en la que se jugara. Mientras que a los blancos les era señalado cualquier roce como falta, al cuadro de Pitino se les permitía todo tipo de contacto, incluidos aquellos que rozarían hasta la antideportiva.

En estas circunstancias el Madrid intentaba aguantar a base de triples y a un Prepelic muy acertado en el tiro, pero poco a poco el Panathinaikos iba limando las diferencias y con 5-0 en el marcador de faltas a mediados del cuarto (con inexistente técnica a Prepelic incluída), los helenos lograban colocarse a tan solo 10 puntos (30-20). Pese a que Prepelic lograba estirar de nuevo hasta los 13 puntos la distancia un par de pérdidas del esloveno y de Fabien Causeur permitían a los de Pitino marcharse al descanso por debajo de los 10 puntos de desventaja (35-26).

El equipo blanco era consciente de que un inicio de segunda mitad con el Panathinaikos enchufado podía ser letal. Por ello, y pese al triple inicial de Kilpatrick que colocaba a los verdes a tan solo 6 puntos, los de Laso retomaban la intensidad del inicio de partido y poco a poco volvían a estirar la renta(45-33, min. 25).

De nuevo el equipo blanco se mostraba intratable en ambas zonas y con Campazzo como maestro de ceremonias y el Palacio totalmente enchufado todo comenzaba a fluir a la perfección y un parcial de 14-4 colocaba a los madridistas 21 arriba a falta de 1 minuto para el final del cuarto. Al final del periodo 61-41 y medio partido en la buchaca.

Todo parecía decidido pero en estas eliminatorias las confianzas pueden ser desastrosas, por eso tras el triple con el que Deshaun Thomas abrió el último cuarto el Madrid se puso alerta. Sin tanto acierto ofensivo como antes, los madridistas decidieron cerrarse atrás y alargar sus ataques para que el tiempo fuese pasando y el plan pareció funcionar a la perfección puesto que con 4 minutos ya transcurridos la diferencia seguía siendo la misma (66-46).

Un triple de Lojeski y dos tiros libres de Papapetrou a continuación sería la última intentona del PAO de remontada, pero esta enseguida fue sofocada con un nuevo triple de Jeffery Taylor y el Madrid que cerraba el 2-0 en la eliminatoria salvando el honor de los cabezas de serie y quedándose a un solo triunfo de sellar su pase a la Final Four de Vitoria, algo que intentará hacer la semana que viene en el infierno ateniense.

Foto: Euroleague.net

News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *