<h3 class='subtit' style='margin-top: -12px; color: #717171;'>Los chicos de Laso se ponen por delante</h3> #Euroliga | Jeff Taylor y Causeur ponen el 1-0 en la eliminatoria (75-72)

El Real Madrid Baloncesto ha logrado una importante victoria en el primer punto de la serie de cuartos de final de Euroliga frente al PAO tras ganar por 75 a 72, en un partido donde destacaron Jeff Taylor (13 puntos) y Fabien Causeur (12 puntos).

Una de las grandes noticias en la previa del encuentro fue el regreso del hijo pródigo, Luka Doncic, al WiZink Center, que se llevó el cariñoso reconocimiento de la que fue su hinchada hasta el pasado mes de junio. Lukita, siempre serás uno de los nuestros.

Laso apostó por un quinteto inicial formado por Campazzo, Rudy, Taylor, Randolph y Tavares. El incio estuvo marcado por el desacierto de ambos equipos, lo que llevó a acumular una racha de fallos en el tiro hasta que Jeff Taylor anotó de 3 por partida doble después de tres minutos de partido (6-0, min. 3). Precisamente la figura del alero americano fue clave en este primer tramo del encuentro al defender intensamente a toda cancha a la estrella griega Nick Calathes, logrando dificultar el juego ofensivo del conjunto visitante.

Con un espectacular mate, Jeff Taylor seguía siendo el absoluto protagonista ofensivo en el bando madridista, provocando el primer tiempo muerto del partido (8-4, min. 6). Tras el paso por los banquillos, los chicos de Laso siguieron controlando el ritmo del partido y la figura de Tavares en la zona se agigantó ante la impotencia de los griegos, incapaces de anotar con regularidad. Con otro triple del alero americano, que sumó un total de 11 puntos en este cuarto, la ventaja del Real Madrid se estabilizó en los seis puntos (14-8, min. 8). Pese a las mejores sensaciones desplegadas por el conjunto madridista en este arranque del partido, al final del primer cuarto el marcador reflejaba una discreta ventaja para los merengues (21-17, min. 10).

El segundo cuarto comenzó con el esloveno Klemen Prepelic ejerciendo de base, ante la ausencia de Sergio Llull en la rotación. Un triple de Jaycee Carroll encendió otra vez a un público del WiZink Center, que sufrió de bastantes bajas de abonados por vacaciones de Semana Santa. Aunque los locales seguían gozando de pequeñas ventajas de 3 o 5 puntos, la figura de Nick Calathes empezaba a crecer por momentos en el partido (26-23, min. 14). Minutos de igualdad sobre la pista. Una buena canasta al poste de Thompkins fue contestada por Thomas (30-25, min. 16). Pero PAO reaccionó, y gracias a un par de decisiones arbitrales dudosas, provocó el tiempo muerto de Laso (32-31, min. 17).

Pero acto seguido Causeur entró en escena y gracias a su actitud incisiva de cara al aro, volvió a hacer daño a un conjunto griego altamente ciclotímico. Con un triple de Thompkins, la ventaja madridista se disparaba (41-33, min. 19). Al descanso, el luminoso reflejaba un 43-35 a favor de los hombres de Laso.

Tras el paso por vestuarios, Jeff Taylor parecía dispuesto a ser el auténtico protagonista no ya del primero cuarto sino del partido entero. Con un espectacular mate y una buena asistencia a Tavares, logró disparar la ventaja madridista por encima de los diez puntos (47-35, min. 21). Con una penetración de Causeur, Pitino se vio obligado a parar el encuentro (49-35, min. 22).

La reacción griega vino desde el perímetro, con dos triples consecutivos de Papapetrou. Pero Randolph no estaba dispuesto a pasar desapercibido esta noche y entró en escena respondiendo con un triple (56-46, min. 27), mientras Calathes, al más puro estilo Víctor Sada, fallaba una y otra vez desde el lanzamiento exterior. Curiosamente con el base suplente, Lekavicius, el PAO fue cuando más se acercaría en el marcador en los instantes finales del tercer cuarto (58-52, min. 30).

El último cuarto arrancó con dos triples de Carroll y Prepelic, que inyectaron la adrenalina necesaria a público y jugadores para afrontar los minutos decisivos del partido con optimismo (64-56, min. 32). Calathes parecía asumir la responsabilidad de su equipo en ataque, volviendo a ajustarse el marcador y provocando el tiempo muerto de Laso (64-61, min. 34). Pero la tendencia tan negativa no varió y Calathes empató el encuentro. Y con otro triple de Thomas, lo inevitable sucedió: el PAO se puso por delante por primer vez (64-67, min. 35). Lejos de parar la sangría, Calathes colocaba el +6 a favor de los griegos (66-72, min. 36).

Con un triple de Rudy y una defensa defensa, las tropas madridistas volvían a recobrar fuerzas (69-72, min. 38). Si algo caracteriza a este equipo es el ser capaz de reponerse ante las circunstancias más adversas. Así, el Real Madrid volvió a controlar el rebote y con dos tiros libres de Campazzo el marcador se ajustaba aún más (71-72, min. 39). Otros dos tiros libres anotados por Jaycee Carroll permitían a los locales volver a tomar las riendas del partido. Al final, una excelente defensa del Facu sobre Langford, el acierto desde el tiro libre y un milagroso tapón de Tavares prácticamente sobre la bocina permitió al Real Madrid vencer al PAO y sumar el primer punto de la serie (75-72, min. 40).

Ficha Técnica

Foto: Real Madrid

News Reporter
Responsable Web y Redes Sociales de #MadridistaReal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *