Euroliga  | El Real Madrid conquista Tel Aviv (77-81)

El Real Madrid y el Macabi Tel-Aviv se encontraban en una nueva jornada de Euroliga. Los dos equipos que más veces se han enfrentado tenían un momento especial de previa con un minuto de silencio por Robert Archibald y Kobe Bryant. El equipo blanco salía con Campazzo Causeur, Deck, Randolph y Tavares. Los “amarillos” con Bryant, Hunter, Wilbekin, Acy y Caloiaro.

Primera parte

Comenzaba el partido recibiendo una canasta de tres y respondiendo con la misma moneda. No obstante, hasta el minuto 7 que consiguió empatar el encuentro no conseguía quitar al Maccabi del mando del partido. El cuarto acabó con un +2 a favor blanco pero con cierto sabor agridulce con motivo de la cercanía del marcador

Anthony Randolph se hacía poderoso en los puntos con trece y rebotes con cuatro, mientas que Campazzo era en lider en asistencias del equipo con tres pases a canasta. Algo a tener en cuenta ya que los puntos se habían repartido entre tan solo tres jugadores, el americano, Causseur con seis y Tavares con una de dos.

El Real Madrid comenzaba venciendo en el marcador en el segundo cuarto pero el equipo local conseguía marcar el empatar a 21 el encuentro. Aaron Jackson en un tiro a tabla era el que conseguía las tablas que se mantendrían durante casi dos minutos. Un pase interior de Causseur le costó a Tavares una antideportiva por coger a Darren Avdija por la espalda buscando el rebote. Dos tiros libres que pusieron el 23-21.

Un rebote ofensivo de Quinci Acy ponía el +4 a favor de los amarillos. Un momento en el que Pablo Laso tuvo alguna que otra palabra con Lamonica, uno de los tres árbitros principales. Llull realizaba una falta en defensa sobre Dorsey y podía ayudar a ampliar la ventaja hasta dos puntos.  Y así lo hacía.

Entonces aparecía Rudy Fernandez que conseguía rebajar la ventaja con la ayuda de Thompkins. No obstante Avdija primero y Reynolds seguidamente ampliaba la ventaja a +8. Taylor se encargaba de bajar a cinco la diferencia. Una canasta interior del 44 madridista hacía solo la diferencia a un triple. Abdija conseguía poner de nuevo un +8 con un triple poco antes de la diferencia de tres minutos para el descanso.

Rudy conseguía sacar una falta nueva al joven jugador del Maccabi en una personal  en ataque, segunda. Seguidamente lo hacía Llull sobre Reynolds. A dos minutos y medio el marcador exponía un +4 para los israelíes, los de Pablo Laso no dejaban irse a los locales. El Real MAdrid pasados el 1:47 conseguía que los colegiados pitaran pasos y pudieran atacar para volver a las tablas en el amrcador. Pero en su ataque correspondiente. Igualmente erraban los locales y a falta de un minuto ya podía empatar el encuentro.

Un ataque demasiado enfrascado y complejo impedía tal situación. 40 segundos y seguía el +2. Un ataque demasiado embalado del Real MAdrid permitía al Maccabi en las manos de Amare Stoudomire poner dos puntos más de diferencia. Seis segundos y Laso pedía tiempo muerto. Jugada de pizarra. Sorprendentemente, pedía tiempo el entrenador local antes de comenzar jugada. Y falta personal para dos tiros de Gaby Deck. 38-36 final de primera parte.

Segunda parte

El partido comenzaba de nuevo con una ‘bomba’ de Campazzo que ponía el 38 en ambos lugares. Tras una serie de ataques errados por uno y otro lado Causseur en una bandeja ponía momentaneamente de nuevo al equipo blanco (en el encuentro vestía de visitante), pero los de casa ponían el resultado a iguales a falta de 8 minutos. Tenía que llegar los 3:30 de tercer cuarto para que Deck encontrara a Tavares y el caboverdeano consiguiera el +2. Pero Acy volvía a poner la igualada.

El americano hacia una falta dentro de la bombilla permitiendo un +2 y posesión madridista al considerarse antideportiva. Casseur en ese juego ofensivo ampliaba ventaja blanca a +4. El propio francés ponía dos más a asistencia de Campazzo. Randolph bien defendido por Acy anotaba de tres desde la esquina, superado el ecuador del tercer acto, para poner el +9.

En tiros libres conseguía Randolph poner los dobles dígitos de diferencia a favor madridista. Causser realizaba una falta sobre Wilbekin que acortaba la diferencia a 1:40 del fin del tercer cuarto hasta el +7. Campazzo daba la oportunidad de nuevo a Wilbekin para poner un +5 desde línea personal. 35 Segundos y de los tres se ponían +6 pero volvía a superar ese número con el mate de Tavares.  Terminaba el cuarto con 49-57

El último cuarto comenzaba con Aaron Jackson poniendo el +5 con un triple poniendo un cinco también en su casillero de puntuación, el equipo visitante respondía con un tiro de dos de Llull. De nuevo, Tel-Aviv contestaba con Cohen con una canasta de tres. Lo hacía de nuevo poniendo solo un punto de diferencia a favor blanco.

Apuraba demasiado Avdija pudiendo ser expulsado por faltas pero caía la falta en Reynolds que se ponía a cuatro faltas. Tavares ponía diferencia de triple. Thompis ponía un +5 a los 4 de transcurridos el último cuarto. Se añadían dos puntos de Llul en una internada al aro que contaba con un+1 desde la línea de personal. +8 la diferencia.

El partido llegaba a los cinco minutos para el final y el pabellón cogía temperatura y ambiente para dar apoyo a los suyos. Aún así, los de Tel-Aviv no conseguían acercarse al marcador más allá de un +6 a favor de los visitantes. Tavares encontrándose una pelota ponía el 8 pero Wilbekin (19 puntos en ese momento) descendía diferencia a cinco a 3:22. Tavares se equivocaba en el pase exterior y daba jugada al equipo local. Lo aprovechaba Acy con un triple bajando a un lanzamiento de dos la diferencia.

2:46, dos tiros libres para Maccabi, +4 al Real Madrid. El partido se hacía complicado. Ataques errados por uno y otro lado hacían que se mantuviera una corta ventaja de tres puntos para los de Laso que se aumentaban a cuatro con dos tiros libres de Campazzo.

Campazzo a falta de 1:20 aumentaba ventaja a +7 con un triple. Tres tiros de Wilbekin tras una falta de Taylor. Sin embargo solo conseguía un punto. Dorsey de tres, ponía un +5 a falta de medio minuto de partido. Una perdida de Campazzo y de nuevo el triple ponía un +2. Complicado final de encuentro. Otello Hunter puso la falta rápida sobre Campazzo. Dos tiros libres, anotados. Dos puntos de cada lado hacía un +4 a falta de 4,8 segundos. Y así acababa el encuentro. 77-81

El Real Madrid se hacía con un partido difícil que le había puesto las cosas complicadas en la primera parte, pero se supo reponer y poner una victoria trabajada a domicilio con un trabajo defensivo específicamente en los tapones de Tavares y el rebote ofensivo del Maccabi.

Foto: Real Madrid Twitter

Texto: Mozart Ballesteros

 

Avatar
News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *