Euroliga | El bombero Tavares apaga el fuego (63-72)

El Real Madrid se llevó una importante victoria ante el Alba Berlín de Aíto García Reneses gracias a un buen primer cuarto. Los de Laso abrieron brecha en el marcador en los primeros minutos amparados en el buen hacer de Abalde y Causeur, aguantando la ventaja hasta el último cuarto. El Alba Berlín a punto estuvo de remontar con un arreón final pero Tavares, una vez más, apareció para extinguir las llamas de la insurrección germanas.

El Real Madrid arrancó el partido con un 0-5 en el marcador en un intento claro de abrir brecha. Sin Laprovittola, la buena noticia fue el retorno de Llull a la cancha, aunque no estuvo acertado y acabó en valoración negativa. El Alba Berlín reaccionó de la mano de un viejo conocido, Jayson Granger, para establecer la igualada (10-10). Sin embargo, los blancos, desacertados desde el triple hasta entonces, embistieron nuevamente al conjunto alemán con un parcial de 0-10 que puso tierra de por medio (10-20) antes del final del primer cuarto, en el que Causeur y Abalde, con siete puntos cada uno, lideraron el ataque del Madrid.

El segundo cuarto estuvo más igualado, marcado por un intercambio de canastas y el desacierto de ambos conjuntos ante el aro. Rudy, quien volvía tras su golpetazo en la espalda, acabó por los suelos al poco de su entrada, teniendo que salir de la pista para recuperarse. Un breve periodo de Tyus, quien sumó dos faltas casi consecutivas, dio paso nuevamente a Tavares, quien cerraba con Thompkins la defensa merengue. Los blancos no disfrutaban con su juego, pues hasta seis pérdidas casi consecutivas acumulaban en este cuarto. Sin embargo, lograban controlar con facilidad al Alba Berlín, del que no se despegaban pero al que mantenían a raya con facilidad. Sikma con siete puntos y Lammers con seis, acapararon los puntos de un Alba Berlín que se veía en clara inferioridad en la zona con la presencia de Tavares. Garuba no estuvo muy acertado en la rotación en este cuarto, por lo que Laso apenas contó con él en el resto del partido. El segundo cuarto tocó a su fin con 30-40 en el marcador y con todo aún por decidir.

Tras el intermedio parecía que el Alba Berlín podía remontar o que al menos, vendería cara su piel. Un parcial de 6-2 para los alemanes apretaba el marcador, pero un triple de Causeur con el defensa encima dio aire al Madrid e iniciaba otro gran cuarto del escolta francés. Al conjunto alemán le costaba encadenar acciones anotadoras y tan sólo desde el perímetro lograba paliar los puntos del equipo merengue. El Real Madrid percutía en la zona, con Tavares una vez más sumando más de 30 minutos en el partido y un Carlos Alocén que penetraba entre las defensas enemigas para colocar la bandeja. El maño, con 10 puntos en este cuarto, mantuvo la ventaja blanca y demostró que poco a poco se acerca al jugador que le pide ser Laso. El conjunto blanco dominaba el rebote, evitando las segundas jugadas tan peligrosas del Alba Berlín, que bombardeaba a los blancos desde el perímetro, sin éxito. Deck puso el broche al tercer cuarto, que terminaba con 12 puntos por encima del Madrid (47-59).

El Real Madrid llegó al último cuarto con cierta ventaja en el marcador, pero le faltaba rematar el partido. Taylor, cumplidor como siempre, demostró su capacidad anotadora culminando dos contragolpes que establecían la máxima diferencia blanca (47-63). Parecía encarrilado el partido para los blancos, hasta que apareció nuevamente Lammers, muy desacertado hasta el momento, y Erikson. El equipo alemán se metió de lleno en el partido con el tercer triple consecutivo que ejecutaba Sikma para un parcial de 12-2. Mientras los blancos encadenaban acciones desde el perímetro que no veían aro, pues no se atrevían a meter balones a Tyus, el conjunto alemán había ido recortando la diferencia hasta hacer peligrar el partido para los blancos (61-65).

La reacción local había llegado y Laso se veía obligado a pedir tiempo muerto para frenar la embestida rival y dar entrada a Tavares. El Real Madrid, una vez más, se encomendaba al caboverdiano. La gran defensa blanca resultó clave para los últimos minutos del choque, con un Thompkins que sorprendió mostrando un registro defensivo al que no tiene acostumbrado. El tiempo muerto y los cambios lograron frenar la remontada alemana, pues el partido se resolvió con un parcial de 2-8 para los merengues. Tavares, con 21 de valoración, resultó una vez más determinante para la victoria, que deja al equipo de Laso cuarto en la clasificación.

Avatar
News Reporter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *