#DesdeElBernabéu: Lucas Vázquez: el poder de la Fuerza

Como el mejor de los aspirantes a Caballero Jedi dentro de la Galaxia Blanca, emerge sobre todos los demás meritorios al ejército de once guardianes el nombre de uno de los jugadores más en forma del momento; me refiero a Lucas Vázquez. El gallego se encuentra en uno de los mejores momentos de su carrera deportiva y está contando con asiduidad para su técnico, Zidane.

Lucas Vázquez ha hecho que el concepto meritocracia deje de ser una palabra teórica mostrándose como la prueba más palpable de su existencia en el vestuario del Real Madrid.
Lucas se ha convertido por méritos propios en ese jugador número doce que todo entrenador desea tener; más aún, que todo aficionado también desea tener. Porque el gallego ha conquistado el corazón de su técnico y el de la gran mayoría, por no decir todos los hinchas del conjunto blanco.

Quiénes entienden de futbol dicen que Lucas no es uno de los más dotados técnicamente de los jugadores de la primera plantilla del Real Madrid; sin embargo el gallego suple con creces las posibles carencias que pueda tener con una capacidad de trabajo, sacrificio y una disposición que se encuentra al alcance de muy pocos elegidos en este complicado mundo del deporte Rey. Es muy difícil además ver una mala cara en Lucas Vázquez, o ni tan siquiera un mal gesto de desaprobación o una mala palabra cuando no juega. Es de esos jugadores de los que suele decirse que “hace equipo”, lo cual siempre es un valor añadido, pero en el caso del Madrid lo es por partida doble.

Zidane lo percibe porque le conoce muy bien; no en vano Lucas es un jugador proveniente de la cantera, lo que ahora llamamos la Fábrica. Se fogueó en el Espanyol en la temporada 2014-2015 donde salió cedido, sin duda con la única finalidad de volver para ser una pieza importante en el Club de sus amores: el Real Madrid. Regresó la temporada siguiente al Madrid, y a fe que está logrando el objetivo de triunfar en el equipo merengue. A sus veintiséis años, Lucas es un jugador maduro con un gran futuro todavía por delante. Además acaba de ser convocado por el seleccionador nacional de España para disputar los dos partidos amistosos ante Alemania y Argentina de la próxima semana. Si ya de por sí la entidad de los rivales dice mucho, dice aún más que se trate de la última convocatoria antes del Mundial de Rusia, con lo cual Lucas podría tener muchas opciones de disputar ese Mundial con España.

Estamos ante un jugador como digo también muy querido por la afición, no sólo por su entrega en los partidos, sino porque con su actitud en el campo con sus compañeros y fuera de él con los aficionados y su respeto hacia el Club que representa, es de esos jugadores que calan hondo y que está siempre en las quinielas para permanecer muchos años en el Real Madrid.

Con Lucas en nuestro ejército Jedi, la Galaxia Blanca está a salvo. Que la Fuerza le acompañe.

Texto: @pepo2204

Imagen: realmadrid.com

Avatar
News Reporter
Colaborador de #MadridistaReal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *