Crónica ACB | El Barcelona tiñe el Clásico de azulgrana

El Madrid sucumbe ante el Barcelona en un Clásico donde la defensa azulgrana fue suficiente para sofocar a un Madrid que no llegó a mostrarse superior en ningún momento

El Barcelona se lleva el Clásico correspondiente a la jornada 14 de Liga Endesa (78-87) tras un duelo muy disputado donde los de Jasikevicius terminaron imponiéndose gracias a un último cuarto esplendido de Higgins. De esta manera, los blancos siguen líderes con un récord de 11-3 mientras que el Barcelona se alza al segundo puesto igualando los datos del Madrid.

Los ataques se imponen a las defensas en el inicio

El Clásico del baloncesto español arrancó con un intercambio de golpes donde los ataques se impusieron con claridad a las defensas. El Barcelona en zona interior mientras que los blancos respondían con Tavares y Yabusele como encargados de anotar los puntos.

Mediado el primer cuarto, el Madrid logró establecer un parcial de 7-0 que le sirvió para darle la vuelta a un marcador en el que llegó a estar cinco puntos por debajo. El Barcelona logró cortar la mala racha gracias en parte a un gran Vesely, que acumuló 8 puntos. Por su parte, los de Chus Mateo aumentaban su puntaje gracias a Musa, Yabusele y las jugadas de 2+1.

Poirier, con un tapón validado tras revisión del árbitro y un tiro de media distancia con acierto permitió que el Madrid se marchara al final del primer cuarto a tan solo dos puntos de los blaugranas: 26-28.

Llull desata la locura

En el comienzo del segundo cuarto se vio la mejor versión del Barcelona. Los de Jasikevicius comenzaron a mostrar acierto desde el triple a la par que mejoraron su defensa interior, provocando el “atasco” ofensivo de un Madrid casi inoperante en ataque llegado el ecuador del segundo intervalo.

El acierto de los culés pareció apagarse en los 37 puntos. Sin embargo, los visitantes seguían con cierta ventaja gracias a una impecable actuación defensiva que anulaba los intentos de remontada de los blancos. Con el 35-37 en el marcador, Tavares lideró el vendaval madridista. Cuatro puntos y una recuperación con asistencia a Musa incluida del pívot caboverdiano encendieron al WiZink Center.

El Barcelona terminó sofocando la contundencia de su rival y remontó el partido. No obstante, cuando parecía que el encuentro se marchaba al descanso con los de Jasikevicius por delante, una clásica “mandarina” de Llull sobre la bocina puso al Madrid con un resultado favorable de 44-42. El WiZink volvió a temblar gracias a su capitán.

El Barcelona toma ventaja

El comienzo del segundo tiempo trajo consigo una racha de 0-7 para los visitantes, mientras que el Madrid no daba con la tecla en ataque. Fue entonces cuando William-Goss se puso al mando de las operaciones blancas. El estadounidense, que llegó al descanso con el casillero de puntos a cero, anotó un triple y una posterior bandeja para remontar el partido en favor de los suyos.

Tavares, con dos tiros libres, colocó al Madrid con su mayor ventaja en el partido gracias al marcador de 57-52, pero a partir de ahí volvió la superioridad azulgrana, plasmada en una gran defensa y en rápidos y efectivos contraataques que bastaron para alcanzar un parcial de 0-10.

El desacierto se apoderó del Madrid, que llegó al final del tercer cuarto por detrás en el marcador a merced de un Barcelona muy superior en los minutos finales. 57-62 y todo por resolver al último cuarto.

Un Higgins demoledor sentencia el partido

Los últimos 10 minutos comenzaron con Poirier dibujando sobre el parqué las esperanzas madridistas. El pívot francés, con cuatro puntos, acercó a los de Chus Mateo, pero la reacción local fue aliviada por el Barcelona desde el triple.

Higgins aprovechó los malos minutos del Madrid para desatarse en ataque. Con 10 puntos en seis minutos, el escolta estadounidense mantuvo a los suyos con cierta ventaja en el luminoso. Con un resultado de 73-79, el Madrid trató de volver a meterse en el partido, pero tenía que ser Higgins, con un gran triple, quien sentenciara el duelo para los blaugranas.

El duelo terminó con un resultado de 7-8 que mantiene al Real Madrid como líder de la clasificación con un récord de 11-3 y que sirve al Barcelona para escalar hasta la segunda posición. El próximo partido para el Real Madrid tendrá lugar el viernes 6 de enero a las 21:00 horas, en el duelo relativo a la jornada 17 de Euroliga ante el Maccabi Tel Aviv en el WiZink Center.

Estadísticas del partido

Real Madrid (26-18-13-21): William-Goss (5), Causeur (2), Abalde (-), Hezonja (1), Rodríguez (-), Deck (8), Poirier (10), Cornelie (-), Tavares (19), Llull (5), Yabusele (14) y Musa (14).

Barcelona (28-14-20-25): Da Silva (7), Paulí (-), Sanli (7), Vesely (11), Kalinic (9), Satoransky (4), Laprovittola (19), Abrines (-), Higgins (18), Jokubaitis (-), Mirotic (12) y Nnaji (-).

Foto: Real Madrid

Avatar
News Reporter
Estudiante del cuarto curso de Periodismo en la Universidad Rey Juan Carlos. Redactor en la página web de MadridistaReal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *