Los “Gutitos” ya están en Cuartos, por @Cristian25_UD

A las 16:00 arrancaba el partido decisivo por el pase a los cuartos de final de la Copa del Rey en Real Madrid TV. El Juvenil A se jugaba el pase ante Las Palmas en su propio estadio. Recordamos que en el partido de ida, los de Guti consiguieron vencer por un resultado de 1-3, algo que les calmaba aparentemente en el Alfredo Di Stefano. El míster madridista dejó a varios titulares importantes en el banquillo, como por ejemplo Dani Gómez, Álex, Sotillos o Alberto.

Arrancaba el partido con mucho ritmo: Las Palmas quería remontar y se notaba en el terreno de juego. Tanto es así que en el minuto 2 de partido una presión muy fuerte de Jeremy, delantero del conjunto canario, provocaría el error del defensor madridista y éste se plantaría sólo en la frontal. Sin embargo, gracias a la rápida actuación de la defensa blanca, consiguieron evitar lo que hubiera sido el posible 0-1.

Los primeros 5 minutos del encuentro fueron claramente para los canarios, que realizaron un asedio al área madridista, con dos córner en apenas 2 minutos y creando mucho peligro en la portería blanca. Sin embargo, los de Guti despertaron gracias a la presión que empezó a realizarse, para llevar el control del encuentro y respondiendo con dos tiros casi seguidos, terminando uno de ellos en el palo gracias al zapatazo de Franchu.

Ya se empezaba a notar en el ambiente el control madridista sobre el césped y en el minuto 17 la victoria empezaba a asomarse con un gol de Mink. Una gran combinación de Echu y Óscar que culminó el mediapunta holandés, colocando el 1-0 en el marcador al más puro estilo Cristiano Ronaldo con un soberbio remate en plancha haciendo recordar los goles de Cristiano Ronaldo al primer toque.

Tras el gol, el encuentro comenzaba a tranquilizarse un poco, aunque Las Palmas, al ver que sus opciones de remontada se esfumaban, decidió colocar a dos puntas, para intentar cazar un gol y entrar de nuevo en la eliminatoria, pero sin éxito alguno.

Llegados a la media hora de partido, el ritmo de juego impuesto por ambos equipos era vertiginoso, con un Real Madrid que seguía atacando, tal y como lo lleva en la sangre. Los “pequeños” del Real Madrid se plantaban en el área con mucha facilidad, haciendo jugadas rápidas, hasta tal punto de que un centro de Fran pudo conllevar al 2-0.

A pesar del gran momento por el que pasaba el equipo de Guti, Las Palmas aprovechó un robo en el mediocampo y la velocidad de Adib, que dejaba atrás a los centrales para poner el 1-1 en el luminoso y colocar en el resultado global el 4-2. Y sin tiempo para sentarse en el asiento, Las Palmas volvía a ver puerta, esta vez de la mano de Nebay, que realizó un tremendo disparo en un lanzamiento de falta.

Tras el gol canario, el cómputo global era de 4-3. Ese tanto metía de lleno al conjunto canario en la eliminatoria a tan sólo cinco minutos del final del primer tiempo, pero el segundo filial blanco seguiría intentando imponer su fútbol, eso sí, sin demasiado éxito..

Antes de comenzar la segunda parte, Guti decidió que el equipo necesitaba un cambio de aires y dio entrada a Llario por Echu y Bravo por Toni. Estos dos cambios dieron algo de aire fresco al equipo, que comenzó la segunda parte asediando el área rival. Ante esto, Las Palmas decidió realizar un cambio en sus filas, dando entrada a Cristian Mendoza por Echedey.

Tras los primeros 10 minutos de la segunda parte, el Real Madrid empezaba a dar señales de peligro, tanto, que en el minuto 55 el árbitro no señaló un penalti a favor del conjunto blanco sobre Fran. A partir de ahí, el equipo de Guti tiró de orgullo y comenzó a pisar el área rival con más frecuencia. Empezó a meterle el miedo en el cuerpo al conjunto canario con un cabezazo de Zabarte tras un saque de esquina.

Y minutos más tarde, en el ’78, el Real Madrid vio la luz al final del túnel, con un nuevo golazo de falta de Óscar Rodríguez, un magistral lanzamiento en el que el balón adquirió altura y bajó súbitamente para entrar sin remisión en las redes del conjunto canario. Con este gol, el cómputo global se colocaba con un 5-3. Tras el varapalo que supuso el 2-2, los jugadores canarios vieron cómo el sueño se desvanecía, y empezaron a presionar más con el corazón que con la cabeza.

Con el toque del Real Madrid terminó el encuentro. El Real Madrid Juvenil A está en cuartos de final de la Copa del Rey gracias a un encuentro espectacular, y ya sólo toca esperar al que será el rival en el sorteo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here